miércoles, 4 de mayo de 2011

Reunión de Junta 25/04/11 - Hay gestión



La nueva Directora del Departamento de Filosofía abrió las reuniones de Junta de este período con una presentación clara y detallada del plan de gestión que se propone llevar a cabo, segmentada en cuatro puntos: Realizar un mapa y subsanar las carencias organizativas y de personal de la planta docente, reforma del plan de estudios, mejora de la comunicación del Departamento con la comunidad filosófica  (“la escucha de las demandas del otro no es un planteo lírico ni nada por el estilo, ni una deriva posmoderna o pos-nihilista de la política, sino que es totalmente reglamentaria”, dijo) y fomentar la presencia de la carrera de filosofía más allá del ámbito de nuestra facultad. Aquí, las palabras de la Directora, y un detalle de las objeciones de los representantes de las gestiones anteriores (respecto a cuestiones pendientes en torno al tema rentas, el ex Director del Departamento Alberto Moretti, señaló: “sería hora de hacerlo”). Paula Fleisner fue nombrada nueva Secretaria Académica del Departamento.  


Estuvieron presentes: Alberto Moretti, Eleonora Orlando, Verónica Tozzi (Perspectivas), Graciela Marcos (Alternativas 2010), Fernando Gallego, Nicolás Pagura (Genealogía), Nicolás Lavagnino (Síntesis), Diego Abadi, Sebastián Sarobe (El Pliegue) y Miguel Savransky (Filosofía en Asamblea).

Orden del día:
1. Asunción de la Directora del Departamento.
2. Propuesta de candidata/o al cargo de Secretario/a Académico/a.
3. Presentación breve del Plan de Gestión para el Departamento.
4. Designación de la Comisión Evaluadora para la Selección Interna de dos Ayudantes de Primera (con dedicación simple) en la asignatura Didáctica Especial y Prácticas de la Enseñanza en Filosofía.
5. Propuesta de Modificación del día y horario de Reunión de la Junta Departamental.
Se trataron además sobre tablas otras dos cuestiones:
6. Adhesión del Departamento a dos eventos convocados por organismos de derechos humanos.
7. Inconvenientes con la solicitud de promoción realizada por la Prof. Alejandra Furfaro, ayudante de segunda de Antropología Filosófica.
La reunión comenzó alrededor de  las 15:15 y duró una hora y media.

1. Asunción de la Directora del Departamento.
El Director saliente, Alejandro Cassini, da la bienvenida a la nueva Directora, Mónica Cragnolini, deseándole suerte en su gestión y manifestando su interés en que dicho “traspaso simbólico de poder” se convierta en el futuro en una costumbre del Departamento. Dicho lo cual, se da comienzo a la primera sesión de JD con M. Cragnolini como Directora efectiva.

2. Propuesta de candidata/o al cargo de Secretario/a Académico/a.
Fernando Gallego sugiere para el cargo de Secretario/a Académico/a a la Prof. Paula Fleisner, JTP de Estética. Mónica Cragnolini menciona la eficiencia de la candidata y refiere su experiencia previa de trabajo en conjunto, tanto en lo referente a la investigación como a la organización de eventos académicos. Dado que la propuesta de Secretario/a Académico/a no depende de la votación de la JD, resta entonces elevarla para su aprobación por el Consejo Directivo.

3. Presentación breve del Plan de Gestión para el Departamento.
Mónica Cragnolini presenta el Plan de Gestión del Departamento para los próximos dos años. Anuncia que el mismo será subido al campus virtual para que todos los miembros de la comunidad académica puedan descargarlo. A continuación, transcribimos completa la presentación del plan realizada por Mónica Cragnolini:
Me gustaría comentar los lineamientos generales de este plan de gestión que, quisiera decir en primer lugar, es un plan que se arma desde un colectivo de trabajo, con la minoría de profesores, con la mayoría de graduados y con la mayoría de estudiantes. Entonces, en este sentido obedece a ciertas directivas, conceptos, propuestas que aparecieron en cada una de las tres listas mencionadas para la elección de miembros de la Junta Departamental del año pasado. Básicamente, lo que nosotros planteamos en esta propuesta son cuatro líneas de intervención o cuatro líneas de trabajo. Una primera línea que atañe directamente a todo lo que sería la cuestión docente, a la cual, en breve, me voy a referir con mayor detalle; un segundo punto que tiene que ver con la reforma del plan de estudios; y las dos últimas líneas que remiten a la problemática de la comunicación y la información en el Departamento: una es la que tiene que ver con la información en lo que es el ámbito propio del Departamento y, en general, la comunidad educativa de la facultad, y una última línea que sería ya de apertura hacia la comunidad en general, por no decir la sociedad, es decir más allá del ámbito de la universidad.
(1) Con respecto al primer punto [planta docente], a mí me parece que hay un trabajo urgente a realizar. Yo tuve una conversación con Alejandro [Cassini] los otros días y le pregunté acerca de esta cuestión, y me parece que sería una buena idea proponerse realizar una especie de mapa completo de la composición de las cátedras, en donde figure cómo salen los cargos de los miembros de las cátedras, de dónde surgen sus designaciones, de dónde surgen sus rentas. Alejandro me adelantó que es un poco complicada esa cuestión porque hay rentas que surgen de otros Departamentos, pero me parece que se puede hacer un trabajo en el nivel administrativo, para averiguar todos estos temas. Y después de eso, nuestra idea es convocar a cada una de las cátedras, para que cada una de las cátedras plantee cuáles son sus necesidades, desde el punto de vista del ordenamiento del dictado de la materia y del lugar de la materia en lo que es el plan general. Desde ese punto de vista, me parece que hay que utilizar el criterio que actualmente se maneja en el Consejo, que es de un (1) ayudante cada cincuenta (50) estudiantes, y un (1) JTP cada ciento cincuenta (150). Me da la impresión que tal vez al nivel de ayudantes esto está más o menos cubierto, pero no claramente a nivel de JTP ¿no? Entonces me parece que en ese sentido, después de hacer este mapeo de la constitución de las cátedras y de tener esta charla con cada una de las cátedras, creo que se puede más o menos redefinir la situación para ver de qué manera dar cuenta de las necesidades de cada una de las cátedras. En este sentido, nosotros acá en el plan pusimos cuestiones referidas al funcionamiento de las cátedras, en relación específica a los auxiliares y en relación a los profesores. En relación a los profesores, bueno, como ustedes saben hay concursos de renovación que están atrasados, hay concursos cuya propuesta ha sido llevada a Consejo y todavía no se ha resuelto, y hay concursos cuyas propuestas todavía no han sido elevadas al Consejo, entonces la idea es poder acelerar todos estos mecanismos con respecto a los profesores, por lo menos en lo que refiere al funcionamiento de la Junta Departamental. Y con respecto a los auxiliares, bueno, como ustedes saben se va a hacer el concurso de acuerdo al nuevo Reglamento de Auxiliares, y va a haber una segunda tanda, entonces me parece que sería tarea de la Junta determinar cuáles serían las cátedras que deberían concursar en esta segunda tanda de acuerdo al nuevo reglamento. Nosotros también pensamos que de este mapeo de las cátedras, y del tema de las necesidades de cada cátedra, tienen que surgir ciertas cuestiones que a lo mejor todavía no hemos considerado –o no tenemos claras, o nunca las hemos pensado– como por ejemplo las funciones laborales de los JTP: sucede que a veces el JTP no tiene clara su función en el sentido de, si es un docente con más carga de trabajo porque debe organizar los trabajos prácticos, o bien si su función implica otra cosa. Me parece que sería necesaria una clarificación: cuando yo era JTP, los JTP teníamos otra serie de funciones que me parece que son muy importantes –no es por esto que quiera recuperar el pasado, pero me parece que sí es bueno tener en cuenta que el JTP cumple una función esencial desde el punto de vista de ayudar a la tarea pedagógica de los ayudantes ¿no? Es decir, muchas cátedras tienen ayudantes de segunda que a lo mejor se largan en su primera experiencia como docentes, y creo que bueno, hay una función de acompañamiento pedagógico que el JTP debería poder realizar. Por lo menos eso es lo que yo pienso, pero bueno, después en todo caso lo podemos discutir y clarificar.
También se había planteado la cuestión de la limitación de la figura de la asignación de funciones. Como ustedes saben, muchas veces ante la falta de ayudantes en las cátedras se ve como única solución convocar a ayudantes de otras cátedras para ejercer ese cargo en términos de asignación de funciones. Eso genera una carga de trabajo que me parece que es totalmente injusta, y que muchas veces no tiene que ver con las dedicaciones sino con otras cuestiones. Entonces, en ese sentido, la idea es tratar de limitar la asignación de funciones, y esa limitación me parece que va a ser posible si se puede llamar a selecciones internas para cargos de ayudantes en las cátedras que así lo necesiten. Pero vuelvo a decir, esto forma parte de esa cartografía que vamos a hacer y bueno, de la charla con cada cátedra teniendo en cuenta esas necesidades. Eso sería una suerte de resumen de lo que sería esa primera línea de intervención.
(2) La segunda línea de intervención, que nos parece muy importante, es la que atañe a la reforma del plan de estudios. En este sentido creo que es necesario revisitar la figura o el perfil del egresado de nuestra casa, teniendo en cuenta que hay muchas otras tareas que se pueden cumplir en función de este mismo título. Y en ese sentido me parece que la reforma tiene que estar precedida por una discusión –yo había propuesto, propongo hacer esa discusión primera a partir de la utilización del campus virtual, en la medida en que creo que va a haber toda una primera trayectoria de discusión en donde va a haber opiniones muy diversas. Entonces mi primera propuesta es utilizar el campus virtual del Departamento para abrir allí un foro de discusión donde todos los que participamos del campus virtual –hoy me fijé justamente, hay 3700 participantes– podamos hacer nuestras propuestas. Luego se hará un borrador a partir de esas propuestas presentadas, luego se generan comisiones de trabajo formadas por estudiantes, graduados y profesores, para presentar distintos borradores y someterlos a discusión pública. Creo que la reforma no sólo tiene que ver con contenidos y con correlatividades, sino también con la redefinición de ciertos perfiles, y en ese sentido me parece que un trabajo a realizar es un trabajo de compulsa acerca de cuáles son los planes de estudio que hay en distintas universidades –sobre todo yo pondría el acento, pero eso ya tiene que ver con intereses particulares, en otras universidades latinoamericanas, para ver de qué manera esos planes dan cuenta de otros contenidos que tienen que ver con cuestiones más cercanas a nosotros. Para hacer esto, para hacer esta consulta en el campus virtual, creo que lo primero que deberíamos tener en cuenta es qué es lo que se puede solicitar en términos de reforma del plan de estudios, y por eso antes de iniciar el foro vamos a colocar cuáles son las exigencias desde el punto de vista de la Universidad, para que no se tiren ideas, digamos… eso puede llegar a ser la locura total para la pobre persona que se encargue de recoger todas las ideas. Entonces, la idea sería: conociendo la reglamentación, que se planteen distintas propuestas. Eso con respecto al plan de estudios.
(3) Y les decía, los otros dos puntos tienen que ver con la comunicación, tanto en el interior del Departamento y en el ámbito de la facultad como en relación con la comunidad en general. En este sentido yo creo que hay que aprovechar el campus virtual. No me refiero solamente al uso que hacen las distintas asignaturas del campus virtual –de hecho creo que la mayoría de nosotros utilizamos el campus virtual para presentar allí nuestra asignatura, y nos damos cuenta que es una herramienta muy útil para hacer consultas, inscripciones, etc.; me refiero a utilizar el campus virtual del Departamento para que funcione de manera muy activa desde el punto de vista de estos foros de discusión, y también de elevación de toda información que sea necesaria para el desarrollo adecuado de la tarea del Departamento. Por ejemplo, creo que habría que subir toda la reglamentación posible en torno a lo que es la resolución del Consejo Directivo de nuestra facultad que reglamenta el funcionamiento de la Junta Departamental y el gobierno del Departamento. Creo que hay mucha desinformación acerca de funciones y atribuciones, y en ese sentido estaría muy bien que todos estemos informados acerca de qué es lo que corresponde hacer en cada una de las funciones que desempeñamos, yo como Directora y ustedes como representantes. A veces la desinformación se utiliza como mecanismo para mantener ciertas cuestiones, y me parece que –con esto no quiero decir que visibilizar la información va a servir para que no se siga manejando desinformación, pero creo que el hecho de tener toda la información en torno al gobierno del Departamento, las dedicaciones, y toda la normativa que atañe a cuestiones que tienen que ver con nuestra tarea, por lo menos va a permitir hacer más transparentes ciertas cuestiones de trabajo en el gobierno del Departamento. En este sentido, nosotros en la lista de minorías de profesores habíamos planteado como uno de los objetivos de nuestra lista la problemática de la escucha de las demandas del otro. Quiero decir que este objetivo no es un planteo lírico ni nada por el estilo, ni una deriva posmoderna o pos-nihilista de la política, sino que es totalmente reglamentaria: el artículo 22 de la resolución que rige el gobierno del Departamento señala que la Junta Departamental debe responder a todas las cuestiones que se le presentan, y no tiene ninguna atribución para archivar ninguna cuestión. Entonces, en este sentido, creo que esto que planteamos como “escucha del otro” tiene que ver con esta cuestión, es decir: por lo menos esta gestión del Departamento considera que es necesario tener en cuenta todo lo que se presenta en la Junta y responder a todo lo que se presenta en la Junta. De esta manera, la escucha de las demandas del otro me parece, no solo un buen deseo, sino un respecto de lo que aparece en el reglamento.
Desde ese punto de vista, aparte de esta comunicación en el campus virtual, nosotros planteamos, en esta línea de lo que estaba indicando como la escucha, una apertura del Departamento a cualquier sugerencia, demanda, etc. que se haga, y también la necesidad de informar –bueno, las charlas de ingresantes siempre se han hecho, pero también planteamos volver a una modalidad que había estado durante la dirección de Claudia D’Amico, que era reunir a los estudiantes más avanzados para informarles acerca de becas, cooperación internacional. Hay muchos convenios a nivel internacional que muchos estudiantes desconocen totalmente y creo que sería muy útil, siempre es muy fructífero irse dos meses a otra universidad para cursar determinadas materias. Si contamos con herramientas como estas, creo que es necesario aprovecharla, ¿no?
Dentro de esta cuestión de la comunicación en el ámbito de la comunidad hay una cuestión que me parece muy relevante, y que también es reglamentaria y está dentro de las funciones del Director del Departamento, que es la cuestión de un vínculo más estrecho con el Instituto, y con los Institutos de Investigación en general. Desde ese punto de vista, yo creo que la visibilidad que tiene el estudiante de la carrera es que el Departamento es algo totalmente diferente del Instituto, y de hecho muchos estudiantes ni siquiera conocen que hay un Instituto de Filosofía. En ese sentido me parece que sería totalmente relevante, teniendo en cuenta que hoy día la figura del docente no puede ser escindida de la figura del investigador, establecer lazos más estrechos con el Instituto de Filosofía, y organizar tareas conjuntas: coloquios, jornadas, etc. Acá en el plan planteamos organizar un taller de escritura y un taller de investigación para estudiantes, y eso creo que es –todos los que somos docentes tenemos presente la dificultad que significa para los estudiantes hacer una monografía, escribir un parcial, y también la dificultad que significa hacer un trabajo en un seminario como trabajo de investigación, porque no se aprende en ninguna parte de la carrera. Entonces, plantear en relación con el Instituto de Filosofía, un taller de escritura y un taller de investigación o de iniciación en la investigación me parece sumamente relevante para dar cuenta de ciertas deficiencias que después nos encontramos cuando se cursan materias o cuando se dictan seminarios. En ese sentido, otro punto de esta problemática de la relación del Departamento con la comunidad filosófica y del ámbito de la facultad en general tiene que ver con una promoción de la producción del Departamento. Los graduados han planteado un programa de extensión que abarcaría que el Departamento se encargue de presentar las traducciones que hacen los docentes de nuestro Departamento, los libros que publican, como una forma de conocernos más en lo que es el ámbito de nuestros colegas, tanto en el ámbito de profesores como en el de auxiliares. Y también se había planteado el facilitar la publicación virtual, o bueno, si pudiera ser en papel muchísimo mejor, pero por lo menos virtual como han hecho otros Departamentos, de las tesis de licenciatura, que estuvieran disponibles para todos.
(4) Y el último punto que yo les decía de la comunicación ya tiene que ver con la comunicación hacia el exterior, y en ese sentido creemos que organizar coloquios transdiciplinarios, interdisciplinarios, permitiría dar cuenta de la relevancia de la problemática filosófica más allá de lo que transcurre dentro de nuestra facultad y de nuestras cátedras. Por eso también pusimos como parte del plan de gestión “promover una activa coordinación de actividades” también con otras unidades académicas y asociaciones dedicadas a la filosofía, y en ese sentido hacer más visible la presencia de la carrera de Filosofía en el ámbito, en general, más allá del ámbito de nuestra facultad.
Tras exponer brevemente los cuatro puntos del plan, la Directora abre el espacio para preguntas. Alberto Moretti pregunta si las selecciones para ayudantes serán para cargos ad honorem o si existe la posibilidad de que sean rentados. Mónica Cragnolini responde:
Bueno, como ustedes saben es política de la facultad que no haya cargos ad honorem, entonces, yo creo que el proceso de la aplicación del nuevo reglamento va a ser bastante lento porque fíjense que va a haber, ya el llamado que se hizo anterior, y este año va a ser un solo llamado y no sé exactamente cuántos cargos van a corresponder al Departamento. Entonces la idea sería, en el entretiempo, y de acuerdo al mapa que pensamos hacer, ir cubriendo las necesidades a partir de selecciones internas, y bueno, yo creo que el tema de las rentas es algo que hay que solicitar al Consejo –no puedo decir nada acerca de cuándo se van a lograr esas rentas.
Alberto Moretti pregunta si no hay ningún dato adicional disponible respecto a ese tema. La Directora responde que por ahora no. Fernando Gallego comenta al respecto:
Podría hacer un comentario al respecto. En años anteriores, los Departamentos de la Facultad realizaron convenios con Nación para cubrir las rentas ad honorem que tenían. En el Departamento de Filosofía, esta solicitud se hizo bajo la siguiente condición: se solicitaron rentas para cargos de profesores. Aún así, el problema que nosotros tenemos es que no podemos llamar a concursos de profesores porque una parte importante de las rentas de profesores que tenemos las tenemos asignadas a cubrir cargos de auxiliares interinos. Entonces, tal vez habría que generar una situación en la cual, en un plazo no muy prolongado, se abrieran negociaciones a favor de un nuevo convenio con rentas que fueran dirigidas hacia el sector de los auxiliares, lo cual permitiría liberar las rentas de profesores que actualmente no se encuentran disponibles, y concursar los cargos que faltan en el claustro de profesores. Como fuere, me parece que, en principio, lo que hay que hacer es asumir la necesidad de realizar selecciones internas aún cuando los cargos sean ad honorem.
Mónica Cragnolini dice que la Secretaria Académica de la Facultad convocará en el mes próximo una reunión con todos los Directores de Departamentos, por lo cual el planteo podría ser llevado a esa reunión. Alberto Moretti pregunta si el convenio con Nación mencionado por F. Gallego lo hace la Universidad o cada Facultad por separado. Fernando Gallego responde que, con el visto bueno del Rectorado, cada Facultad realiza las negociaciones. Verónica Tozzi pregunta si se trata del convenio de ayuda a la docencia regular implementado cuando C. Cullen era Secretario Académico. Fernando Gallego responde que sí. Verónica Tozzi dice que dicho convenio era sólo para rentas de profesores. Fernando Gallego responde que en el caso de la carrera de Historia se pidieron rentas para auxiliares. V. Tozzi dice que, según recuerda, el programa era para rentas de profesores, y que “nunca se convocó oficialmente un programa con renta del Ministerio para cargos de auxiliares”, a lo cual Alberto Moretti acota que “Sería hora de hacerlo”.
Nicolás Lavagnino:
Un comentario en relación a lo que se venía diciendo, incluso lo que dijo Fernando antes. Tal vez la Facultad, esto incluye al Departamento de Filosofía, a diferencia de otras unidades académicas siempre operó restrictivamente, no llamando cargos sin renta, y otras unidades los llamaban sin renta y después conseguían las rentas, entonces de alguna manera, una situación creo que general de todas las facultades pero muy marcada en el Departamento es, la planta anémica docente combinada con ese prurito de no llamar nunca “por si…”. En ese sentido me parece que, más allá de compartir la mayor parte de lo señalado antes por Mónica, el año pasado se trabajó bastante en el detalle de las rentas y del mapa, por lo menos personalmente me parece que se avanzó bastante en la comprensión del mapa de rentas y de docencia, creo que es bastante claro. Lo que no estoy tan convencido es acerca del criterio que habías mencionado del Consejo Directivo, como un sentido demasiado restrictivo, hacerlo 50 estudiantes por auxiliar, me parece que eso es una situación bastante… Yo favorecería en todo caso estar atento a la posibilidad de trabajar de otra manera ese criterio, porque me parece poco flexible en algún sentido.
Eleonora Orlando dice que el régimen promocional exige que haya un auxiliar cada 30 estudiantes. Fernando Gallego dice:
Pero también hay un problema: nosotros estamos presentando, como materias de promoción directa, materias que en función del reglamento de promoción directa no cumplen las condiciones mínimas porque exceden el número máximo de alumnos. Hay que revisar bien las reglamentaciones. Por reglamento, una materia con 350 inscriptos no puede ser una materia de promoción directa y el problema es que nosotros eso lo estamos haciendo sistemáticamente.
Eleonora Orlando dice que, en el caso de Filosofía del Lenguaje, la matrícula es de menos de 350 estudiantes y que sin embargo no tienen un auxiliar cada 30 estudiantes. También dice que el año pasado se hicieron pedidos de ayudantes para esa materia sabiendo que no había renta, y que luego en el corto plazo se buscó desviar rentas para cubrir esos cargos. Verónica Tozzi dice que debería pensarse cada caso en particular, sin abusarse de los criterios estrictamente numéricos como límite.
Fernando Gallego pide la palabra para Julián Ferreyra (Genealogía), quien se encontraba presente en la reunión. J. Ferreyra dice:
Me parece que eso sería el tema de los derechos de segunda generación, ¿no? Para ver si podemos gestionar, si en vez de 50, 40, o qué pasa con las promociones directas. Me parece que primero había que revisar en general la situación –la cartografía de la que hablaba la profesora Cragnolini me parece fundamental en ese sentido. Yo no coincido con Nicolás respecto a lo que pasó hace dos años con la evaluación anterior de la planta; me parece que esa evaluación arrojó más oscuridades que claridades, discusiones que no llevaban a ningún lado. De parte de Genealogía abandonamos la discusión por la imposibilidad de avanzar en nuestro lugar de minoría. Esperamos ahora poder avanzar respecto a quién está dónde, qué es lo que falta, quién hace qué, qué pasa con las comisiones, etc. Y después lo que quería decir es que me parece que la discusión reafirma lo que dijo la profesora Cragnolini, en el sentido de: hace falta clarificar, y hace falta clarificar también el reglamento, porque estamos en la Junta discutiendo cuál es la norma, cuál es el criterio. Teóricamente nosotros somos las personas que más conectadas estamos con esta información. Imaginemos cómo es la situación en alguien que recién ingresa, o sea: la ignorancia absoluta.
Nicolás Lavagnino insiste en que sólo se está mencionando un criterio cuantitativo numérico para la cantidad de auxiliares. Graciela Marcos dice que si bien el reglamento pone un criterio efectivamente cuantitativo y numérico para la cantidad de alumnos que puede tener una materia con promoción directa, dicho criterio tiene su razón de ser: garantizar una cantidad de alumnos que haga efectivamente posible el trabajo estrecho entre docente y alumnos, necesario para promocionar la materia. Nicolás Lavagnino dice que está de acuerdo con eso, e insiste en que lo que quería decir es que “no va a ser eso lo único tenido en cuenta a la hora de diseñar una política de planta docente”.
Fernando Gallego:
Hoy por hoy, en lo que se quería poner el acento es en que se ha abierto una oportunidad histórica para el Departamento: la oportunidad de utilizar un criterio cuantitativo, por primera vez, de manera no restrictiva sino de ampliación. Entonces, hoy por hoy, quisiéramos detenernos en ese lugar. En el momento en el que apliquemos ese criterio, y ese criterio provoque determinados efectos, volveremos a abrir la discusión sobre qué otro criterio se puede llegar a elaborar para seguir mejorando las condiciones de trabajo al interior de la carrera.
Miguel Savranksy propone que se convoque “una instancia abierta de discusión” del plan de gestión: “también aparece el tema de la relación con el conjunto de la comunidad universitaria, la cuestión de la circulación de la información, y a nosotros nos parecería interesante que se convocase desde el Departamento a una instancia abierta, donde los miembros de todos los claustros podamos participar de esta discusión en un espacio que sea más amplio que este”. La Directora pregunta a qué se refiere específicamente con “discutir”. Miguel Savransky sostiene que se trataría de “socializar esas líneas de gestión que ustedes están planteando, y someterlas a un espacio, una instancia de diálogo y de discusión simplemente”.
Fernando Gallego dice que, en principio, habría que dar unos días para que toda la comunidad académica pueda acceder al plan de gestión y conocerlo y recuerda que el mismo será difundido a través del campus virtual. Miguel Savranksy dice estar de acuerdo, y que si bien no tiene una propuesta concreta respecto al tiempo, tampoco debería ser un tiempo excesivo. Fernando Gallego agrega que es necesario clarificar previamente el carácter de una reunión pública en la que se discuta el plan de gestión, dado que es problemático “abrir un espacio público de discusión para determinar qué es lo que tiene que hacer gente que va a trabajar gratis (…) Me parece que el plan se podría discutir en un espacio público, me parece que se podría realizar otras propuestas, me parece que se podrían agregar cosas, pero me parece que hay un límite claro en el hecho de que no hay rentas para financiar grupos de gestión al interior del Departamento; todo lo que hay detrás de esto es trabajo que la gente está regalando, y eso merece, como mínimo, un poco de respeto de parte de las personas que se van a hacer presentes en un espacio público para discutir. Como sea, esta es una posición personal”.
Sebastián Sarobe y Nicolás Lavagnino piden a Miguel Savranksy que sea más concreto en su propuesta. Verónica Tozzi argumenta que no puede llamarse constantemente a una reunión interclaustro para discutir todos los temas, sino que debería ser convocada cada tanto según ciertos criterios determinados por la Junta. Dice que no está de acuerdo con una asamblea interclaustros resolutiva, menos aún semanalmente para cada punto de la gestión. Sebastián Sarobe aclara que Miguel Savranksy se estaba refiriendo puntualmente a una instancia de difusión y discusión del plan gestión, y vuelve a pedirle a Savranksy que haga una propuesta más concreta también en cuanto al tiempo.
Fernando Gallego:
Vuelvo a señalar un sutil deslizamiento que hay alrededor de este tipo de convocatorias. Lo vuelvo a decir muy claramente: yo no reconozco otro espacio de toma de decisiones que aquel que emergió de las elecciones realizadas en diciembre del año pasado. Entonces, una cosa es discutir, y otra cosa es tomar decisiones. Las situaciones que yo marqué con respecto al trabajo gratuito que hay detrás de este plan de gestión refieren directamente a un cierto orden de irresponsabilidad que hay en el anonimato de tomar decisiones en un espacio público donde uno está un poco agitado y quiere que los demás hagan aquello que a uno se le ocurre. Yo a ese tipo de espacios no me quiero someter, es más, no lo voy a hacer. Lo que sí se podría es evaluar la posibilidad de abrir una instancia de diálogo, discusión, donde aparezcan todas las críticas que tienen que aparecer con respecto a un plan que, seguramente, a determinados actores de la carrera no les parezca bien. Pero no una situación de toma de decisiones, porque yo no me voy a someter a decisiones que emerjan de un cuerpo que no es el que me ha elegido. En este sentido, lo que propongo es postergar esta solicitud hasta la próxima reunión, para que tengamos tiempo de hablarlo, de evaluar cuáles son las situaciones, y ahí tomar una decisión. Tomar la decisión en este espacio: si vamos a ir a un espacio público, quién va a ir, quién va a hablar, si tiene sentido hacerlo, si tiene sentido ir a leer nuevamente algo que está claramente presentado acá… como nunca ha pasado en los últimos 25 años en la carrera. Por eso digo, seamos respetuosos con este documento que llevó mucho tiempo y mucho trabajo de elaboración, hagámoslo circular, garanticemos que la gente lo lea, y dentro de 15 días veamos si hay necesidad para volver a exponer esta situación. Porque también, como ha dejado claro la Directora, acá hay una lógica de atención a las demandas. Entonces, si a alguien le parece que esto está mal, puede tranquilamente venir y expresarlo. Puede solicitar una reunión, puede plantearlo. Si alguna agrupación política quiere hacer eso, puede venir y contactarse con la Directora o con cualquiera de las personas que están vinculadas a la gestión para plantearles cuáles son las incomodidades. Puede hacerlas presentes por carta en esta mesa. Entonces, yo preferiría tomar los 15 días, para ver si hay alguna necesidad de hacer esta reunión, y en el caso de que la hubiera, bueno, se realizará.
Graciela Marcos dice que para ella debería dejarse pasar más tiempo aún para convocar una reunión de ese tipo, ya que tampoco le ve sentido a convocarla en 15 días, recién presentado el plan. Miguel Savranksy acuerda postergar 15 días el pedido a fin de que el plan de gestión pueda circular.

4. Designación de la Comisión Evaluadora para la Selección Interna de dos Ayudantes de Primera (con dedicación simple) en la asignatura Didáctica Especial y Prácticas de la Enseñanza en Filosofía.
Fernando Gallego presenta la siguiente propuesta para la Comisión Evaluadora, surgida de una consulta con la cátedra. La misma es votada afirmativamente por unanimidad:
- Por el claustro de profesores: Alejandro Cerletti y Ana Couló.
- Por el claustro de graduados: Javier Freixas y Alejandro Ranofsky.
- Por el claustro de estudiantes: Miguel Herszenbaun y José Elías Hage.
Eleonora Orlando pregunta si esta selección y las siguientes se van a hacer con el mismo reglamento con el que se hicieron las últimas del año pasado. A raíz de esta pregunta se plantea la necesidad de reformar el reglamento de selección interna, en lo que atañe a la conformación de las Comisiones Evaluadoras, atendiendo a las modificaciones suscitadas en el nuevo Reglamento de Concursos Docentes elaborado por el Consejo Directivo. Mónica Cragnolini propone tratar dicho tema en una próxima reunión.

5. Propuesta de Modificación del día y horario de las reuniones de la Junta Departamental.
Se consensuó modificar el día y horario de las reuniones de la Junta Departamental a los 2º y 4º viernes de cada mes a las 17:30 hs.
Excepcionalmente, dado que el viernes 13 de mayo la Directora estará ausente por razones académicas, la próxima reunión se realizará el viernes 6 de mayo a las 17:30 hs., mientras que la siguiente será el viernes 27 de mayo a la misma hora.

[Con posterioridad a la fecha de realización de la reunión de Junta Departamental la Dirección del Departamento informó por mail la fecha de las próximas 8 reuniones: 6 de de mayo; 20 de mayo; 10 de junio; 24 de junio; 15 de julio; 29 de julio; 12 de agosto y 26 de agosto]

6. Adhesión del Departamento de Filosofía a dos eventos convocados por organismos de derechos humanos.
Sebastián Sarobe lee la moción presentada por El Pliegue: “Adherir, desde el Departamento de Filosofía, al Segundo Tribunal Ético sobre las Bases Militares Extranjeras en América Latina y el Caribe y a la Conferencia Internacional sobre Militarización Imperial, eventos convocados por la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH), el Servicio de Paz y Justicia América Latina (SERPAJ), el Movimiento Paz Soberanía y Solidaridad de los Pueblos (MOPASSOL), el Consejo Mundial de la Paz (CMP), la Alianza Social Continental (ASC), la Asociación Americana de Juristas (AAJ), la Coalición Internacional No Bases (NO BASES) y el Círculo Latino Americano de Estudios Internacionales (CLAEI), a realizarse los días 31 de mayo y 1 de junio respectivamente, en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires”.
Ante el pedido de Gonzalo Paz (Filosofía en Asamblea), quien se encontraba presente en la reunión, de especificar en qué consisten dichos eventos, los representantes de El Pliegue piden la palabra para Matías Soich (El Pliegue), también presente en la reunión, quien explica:
Yo formo parte de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos, este es un evento que se hace por segunda vez, ya se hizo el primer Tribunal Ético en el año 2007. Es un enjuiciamiento simbólico, con un Jurado, Tribunal, Peritos, Fiscalía, Defensa, digamos, todos los pasos formales de un juicio. En el caso anterior fue sobre la intervención militar puntualmente de Estados Unidos en América Latina y el Caribe, y este año el título es sobre intervención de bases extranjeras, pero apunta en un mismo sentido. Hablan distintas personalidades que funcionan como peritos y testigos, estuvieron personas de Madres y Abuelas de Plaza de Mayo, Adolfo Pérez Esquivel, gente de ese tenor en derechos humanos, militantes políticos y sociales. Bueno, se realiza el juicio –se va a hacer en la Facultad de Derecho de la UBA –y al final de todo el Tribunal emite una sentencia, simbólica por supuesto, que obviamente es de condena. El espíritu es que, con todo lo que se produjo de 2007 hasta ahora: intento de golpe de estado en Bolivia, intento de golpe de estado en Ecuador, golpe de estado efectivo en Honduras, bueno, la constante injerencia estadounidense, la presión por instalar bases militares en distintos países del cono sur, etc. –como el espíritu del Tribunal es en contra de todo eso, generalmente es una condena. Y la Conferencia también, no están aún confirmados los invitados, pero son también del panorama latinoamericano, el sentido es ese. Hay un DVD y un libro sobre el Tribunal anterior. Es una actividad de difusión, de concientización, y una afirmación política por la soberanía de los pueblos.
Se procede entonces a la votación y la moción resulta aprobada por unanimidad.

7. Inconvenientes con la solicitud de promoción realizada por la Prof. Alejandra Furfaro, ayudante de segunda de Antropología Filosófica.
La Prof. Alejandra Furfaro, que desde hace ya algunos años se desempeña como ayudante de segunda en la asignatura Antropología Filosófica, se recibió en diciembre de 2010 y, días después, presentó su certificado de título en trámite solicitando su promoción al cargo de ayudante de primera. Al día de hoy su renta aún no ha sido actualizada y tampoco ha sido promovida en su cargo. Sobre comienzos de abril, en función de varias consultas que realizó en diversas dependencias de esta Facultad, tomó conocimiento de que el expediente que había iniciado a mediados de diciembre, nunca había salido del Departamento y que esa era la razón de la demora de su promoción. A solicitud de la directora, el Secretario Administrativo del Departamento informa que el expediente fue elevado el día 15 de abril pasado.



 GRABACIÓN REUNIÓN 25/04/2011

No hay comentarios: